06/11/2013

Cítricos del Andévalo produce desde Huelva el 40% del zumo que se consume en España

Share

Esta empresa recibió la colaboración de IDEA para un proyecto con una nueva línea de negocio

Share

Cítricos del Andévalo es el resultado de uno de los proyectos agroindustriales más importantes llevados a cabo en Andalucía. Propiedad del grupo J.García Carrión, esta compañía se dedica principalmente a la producción y comercialización de los zumos de naranjas, conocidos bajo la marca Don Simón, con una producción que supera los 300 millones de kilogramos de zumo al año. Actualmente, Cítricos del Andévalo es líder nacional en el sector y tiene una presencia importante en el mercado exterior, situándose muy cerca del principal líder europeo.

La Caseta

Grupo JGC es uno de los grupos empresariales con mayor tradición en el país, activo desde el año 1890. Dedicados exclusivamente al sector vinícola en sus orígenes, desde el grupo se aprovechó la evolución empresarial para abrir nuevas líneas de negocio. Así es como surge Cítricos del Andévalo en la localidad de Villanueva de los Castillejos (Huelva). Este proyecto agroindustrial supuso una inversión de 120 millones de euros, estableciendo una planta de producción en el epicentro de una plantación de naranjos de 1.500 hectáreas. El objetivo era instalar la planta cerca de la materia prima para obtener la naranja más natural posible, siendo procesadas en  menos de 24 horas y obteniendo un producto de la máxima calidad.

“La naranja que tenemos en Andalucía es de mucha más calidad que la que viene de Brasil. Por ello, el grupo decide implantar una fábrica en Huelva, diferenciándose de la competencia en un producto con más alta calidad y bajo precio, pudiendo competir así con los zumos concentrados de menor calidad”, indica Antonio Moreno, director de la planta de Cítricos del Andévalo. Esto permite controlar directamente el periodo de maduración de la naranja en el árbol, además de conseguir sólo una pasteurización, mientras que las empresas del sector de los zumos suele emplear entre dos y tres.

La Caseta

Además de las 1.500 hectáreas de las que dispone Cítricos del Andévalo en su propiedad, esta empresa tiene concertados contratos con otros agricultores de la zona para que cultiven sus más de 700 hectáreas en exclusiva para la compañía. La planta tiene una capacidad para producir 300 millones de kilogramos de zumo de naranja al año y casi 2 millones al día.

Hoy día, el 40% del zumo de naranja consumido en España se produce desde esta planta onubense, en la cual trabajan 150 empleados fijos. A su vez, esta plantilla se ve duplicada en plena época de recolección, un periodo que se extiende de noviembre a junio. Antonio Moreno, director de la planta, no quiere olvidarse de “los puestos indirectos que se generan en el entorno de la actividad del campo”, como cooperativas de transporte, empresas de instalaciones de riegos y de servicios de tractoreo, talleres de mecánica y otros agricultores.

Destacar el objetivo de ‘Residuo Cero’ marcado por la empresa. En este aspecto, Cítricos del Andévalo no genera prácticamente ningún residuo orgánico desde la explotación gracias al aprovechamiento de la piel para producir un alimento apto para animales, las ramas del naranjo como biocombustible o incluso el agua depurada de la factoría para devolverla en el regadío.

La Caseta

Para uno de estos productos derivados de la naranja, Cítricos de Andévalo recibió la colaboración de la Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía (IDEA)“Secamos la piel de la naranja y la convertimos en un producto alimenticio animal, denominado ‘pellets’”, describe Antonio Moreno, quien indica que se trata de “la trituración de la piel de la naranja y la incorporación mínima de cal para extraer el agua y dejarlo aún más seco”.

Un proceso que se realiza en unas instalaciones que se construyeron gracias a la inversión recibida de los Fondos Reembolsables, además de otra parte de la Orden de Incentivos. “Significó un apoyo importante a un proyecto nuevo y que estábamos seguros de que llegaría a buen puerto, como así ha sido”, argumenta Antonio Moreno.

Actualmente, Cítricos del Andévalo ya ha realizado toda la inversión requerida para que en un corto plazo de tiempo la empresa pueda duplicar su productividad y continuar avanzando en su liderazgo europeo.